Aceites de Oliva Virgen extra con sello de Denominación de Origen

Hoy os queremos hablar sobre los diferentes aceites y grasas que podemos usar en nuestra alimentación y, más en concreto, sobre el aceite de oliva virgen extra y la DO Sierra de Cádiz.

¿SE CONSIDERA ACEITE O SE CONSIDERA GRASA?

En primer lugar, queremos distinguir entre los aceites y la grasas, ya que en muchas ocasiones se prestan a confusión.

La forma más sencilla para diferenciarlo es a través de la temperatura. La grasa cuando está a una temperatura de 20º C tiene una textura más espesa o sólida, mientras que los aceites son totalmente líquidos a dicha temperatura.

ORIGEN DE LOS ACEITES

El aceite puede proceder de infinidad de sitios: de animales tanto marinos como terrestres, vegetales, frutos secos, semillas y un largo etcétera. También, existen aceites con mezcla de varios de ellos.
No obstante, los más usados en la cocina son los de origen vegetal.

TIPOS DE ACEITES PARA COCINAR

Existe infinidad de aceites que se pueden emplear según qué circunstancias y en función de lo que queramos lograr (sabor, para aliño, para freír…).
Algunos ejemplos son el aceite de girasol, de coco, de aguacate, de soja, de cártamo, de canola, de sésamo, de lino o linaza, de cacahuete, de maíz, de avellanas, etc.
Por supuesto uno de los pilares fundamentales en la dieta mediterránea es el aceite de oliva a ser posible virgen extra,  pero cuánto sabemos sobre éste.

EL ACEITE DE OLIVA

El aceite de oliva, como su propio nombre indica, se saca de la oliva o aceituna cuando ésta ya se encuentra en el estado de maduración idóneo.

Dentro de este tipo de aceite podemos encontrarnos con otros subtipos: aceites refinados, vírgenes o mixtos. En función del proceso por el que pase, tendrá una composición química y unas características sensoriales diferentes.

Los aceites de oliva refinados por regla general son más económicos, más líquidos y con un color más claro. No obstante, la característica más importante es que al refinarse no solo elimina sustancias «malas» sino también las buenas por lo que el aceite resultante carece de valor nutritivo y culinario.

Respecto al aceite del oliva virgen y el virgen extra, la forma fácil de diferenciarlo cuando compramos es el grado de acidez. El primero debe tener una acidez química menor o igual a 2º, mientras que el segundo debe ser inferior a 0,8º.

Asimismo, una vez que lo probamos, las diferencias son aún mayores. Al aceite de oliva virgen extra no se le puede encontrar ningún defecto para los sentidos (aroma, gusto, consistencia, color…) Del mismo modo, nos asegura que las características nutricionales estarán intactas.

Por último, los aceites de oliva mixtos, como su nombre indica mezcla varios tipos de aceites refinados y vírgenes. Tiene un precio más económico y una calidad inferior.

BENEFICIOS DEL ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA

Protector de la piel, antioxidante, contribuye al control de la glucosa así como del calcio, reduce el colesterol malo (LDL) e incrementa el bueno (HDL), ayuda en los procesos intestinales combatiendo el estreñimiento, etc.

FÍJATE EN EL ORIGEN

Además, si quieres reducir la huella de carbono, es importante comprar aceites elaborados en tu misma ciudad o comunidad autónoma.

En Alándalus Club contamos con aceites de oliva virgen extra con denominación de origen en la Sierra de Cádiz.

Los sellos de denominación de origen aseguran la calidad diferenciada del aceite, así como su procedencia.

La DO de la Sierra de Cádiz engloba los aceites que se elaboran en los siguientes municipios: Olvera, Setenil, Torre Alháquime, El Gastor, Zahara de la Sierra, Algodonales, Alcalá Del Valle, Pruna, Algámitas y Coripe.
Además, aceites que lleven el sello de denominación de origen son muy escasos, nosotros contamos con las marcas de Dehesa Vieja y Olivar Sierra de Cádiz que se amparan bajo este Consejo Regulador.

La climatología de la zona, la altura sobre el nivel del mar y la calidad de nuestras tierras propician unas características privilegiadas  para obtener un aceite de oliva virgen extra único y de una calidad excepcional.

Por supuesto,  tan sólo se certifican AOVES que previamente han sido sujetos a estrictos controles de calidad para verificar su procedencia así como excelencia.

En estos aceites predomina la variedad lechín, aunque los aceites suelen ser un coupage de las distintas aceitunas de la sierra.  La variedad lechina es una variedad vigorosa y de maduración temprana. Suelen aportar un alto contenido en polifenoles y un aceite muy estable con un toque de amargo importante. Un aceite con personalidad y, un dato importante para los cocinillas es que es un aceite que «cunde mucho en la sartén».

Otras variedades que tienen presencia en nuestra sierra son: Picual, Verdial, Manzanillo, Hojiblanco, Almeño de Montilla…

En resumen, la base del los aceites de la DO Sierra de Cádi es la lechín y, se mezcla con las otras variedades existentes y se obtienen  aceites de alta calidad con unas características esencialmente diferenciadoras.

En el paladar suelen ser de aroma frutado medio a intenso de aceituna verde o madura, nos rememora sabor a  frutas y aromas silvestres con sabor ligeramente amargo y picante resultando en el paladar pleno de matices y muy equilibrado.

DATOS CURIOSOS QUE TODO EL MUNDO DEBERÍA SABER

  • Con el frío se puede espesar.
  • Lo ideal es conservar en refrigeración.
  • Al contacto con la luz el color se aclara por lo que para evitar que pierda sus características iniciales debe mantenerse en un lugar oscuro y en su envase original a ser posible en lata.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.